Zamarith, la marca de jeans que habla de paz y resiliencia

Una cucuteña, víctima del conflicto armado, creó su propia empresa de jeanes colombianos con faja incluida. Un emprendimiento que empodera.
 
Zamarith, la marca de jeans que habla de paz y resiliencia
/
POR: Óscar Mena

El denim es una de las telas más versátiles. Su historia en el mundo de la moda empezó en las fábricas cuando los obreros empezaron a utilizarlo por su durabilidad. Luego, con el paso del tiempo, se convirtió en un símbolo de juventud y versatilidad tanto para hombres, como para mujeres. Y en el caso de Zamarith Gamboa Mendoza no fue la excepción.

Hoy con 34 años, la cucuteña echa un vistazo al pasado para recordar que durante el periodo de violencia -cuando la desplazaron junto a su mamá de Tibú (Norte de Santander)- llevaba unos jeans que marcaron su vida como símbolo de resiliencia frente a las adversidades de la vida. 

Así como le enseñó su mamá, Zamarith empezó a trabajar desde muy joven en un almacén de ropa, donde volvió a ver en el denim una oportunidad de vida. “Me apasioné por el mundo de la confección y como quería entrar en él ahorré cada peso que me ganaba”, comenta Gamboa, quien recuerda con cariño: “en ese entonces mi mamá sacó $1.600.000, que era lo que tenía ahorrado para hacer realidad mi sueño de tener mi propia marca”. 

100 metros más cerca del mundo de la moda

En Norte de Santander, Zamarith encontró unos proveedores de denim, con los que empezó con apenas 100 metros, lo justo para sacar una primera producción piloto y enseñarla a las mujeres del departamento. “Repetí la fórmula con mucho esfuerzo hasta que saqué un crédito con el que pude fundar mi primera marca en 2008, que sirvió para que hoy le pueda dar empleo a más de 150 personas en Cúcuta”, comenta esta emprendedora.

Con el tiempo, Zamarith decidió incluir accesorios que solo se ven en Colombia. Por un lado, incursionó en la tendencia de ubicar los botones al lado de la cintura para evitar los bultos en la parte frontal del pantalón; utilizar denim colombiano de alta calidad y agregar una faja en el interior del jean para ocultar las famosas “llantitas”.

“Esos ajustes, más los diseños modernos, me ayudaron a expandir el negocio a Barranquilla. Ahora estoy trabajando para abrir locales en Bogotá, donde tengo el sueño de ayudar a las mujeres de la cárcel de El Buen Pastor con un empleo digno. La idea es capacitarlas en la confección de jeans y otras prendas para dama, con talleres con máquinas y que a su vez tengan su estación de café, con frutica, pan y una buena merienda, porque quiera hacerlas sentir que son parte fundamental de la marca”, dice Zamarith.

Capoteando la tormenta

La llegada de Covid-19 a Colombia marcó otro punto de inflexión en la vida de Zamarith, quien tuvo que cerrar sus tiendas en Cúcuta y Barranquilla, así como ver cómo se esfumaba la marca que con tanto esfuerzo levantó. “Fue una temporada durísima en mi vida, tenía ganas de renunciar, pero no podía por mis tres hijos y mi mamá que siempre me enseñó el valor de salir adelante”.

Por eso, esta cucuteña volvió a empezar de cero con un préstamo, hasta volver a posicionar su marca en la región. “No me di por vencida porque como desplazada y empleada aprendí a luchar 24/7 y a tener los pantalones bien puestos. Además esta esperanza que había ganado era muy grande y estaba arraigada a ella”. 

El futuro de Zamarith

Zamarith
Foto: Sandra Pino.

A pesar de haber recuperado la estabilidad de su empresa, esta emprendedora colombiana perdió a su esposo, quien falleció de Covid-19, durante los picos de la pandemia en 2020. “Él fue una persona maravillosa, en las épocas de crisis se convirtió en mi apoyo y en el padre de mi tercer hijo: Maximiliano. Ahora debo continuar con mi familia y las mujeres que se quieran unir a este proyecto”, comenta. 

Zamarith espera que el proyecto de la cárcel El Buen Pastor se convierta en una realidad. “Es un pensamiento que tengo desde hace años y Dios me lo puso en el corazón. Quiero trabajar con esas mujeres que sueñan y unir fuerzas para que ellas también logren su estabilidad y puedan brindar los recursos que necesitan sus familias”, concluye.

INSCRIBASE AL NEWSLETTER

TODA LA EXPERIENCIA DINERS EN SU EMAIL
agosto
2 / 2022