SUSCRIBIRME

Negar a 'Padres e Hijos' es negar a la mamá

A 11 años del final de Padres e Hijos, una de las novelas más comentadas de la historia de la televisión colombiana, sigue siendo un referente colectivo.

A 11 años del final de Padres e Hijos, una de las novelas más comentadas de la historia de la televisión colombiana, sigue siendo un referente colectivo.

El artículo Negar a ‘Padres e Hijos’ es negar a la mamá se publicó originalmente en Revista Diners de agosto de 2014

La gente me mira raro cuando saco pecho por ese gusto y nostalgia que tengo por Padres e Hijos, muchos creen que debería estar oculto en un baúl oscuro bajo la etiqueta “placeres culposos” pero nada más culposo que sentir vergüenza de cosas que nos han entretenido.

Los sonidos de los momentos de mayor tensión en Padres e Hijos salieron de la banda sonora de Lethal Weapon. Esa podría ser la única razón de por qué amo esa serie colombiana, pero no, existen más cosas maravillosas del mejor producto televisivo del país.

Lo que significó Padres e Hijos

Por ejemplo Daniela (Ana Victoria Beltrán), quien a pesar vivir experiencias traumáticas como sobrevivir al cáncer de seno, pérdida de la memoria, ser enterrada viva en una fosa común, robo del único dinero en un bus vía la costa, muerte de su mamá, la de su primer esposo, Diego; la de su ex esposo, Cristóbal y muchas otras más, siempre, siempre volvió a creer en el amor y se entregó apasionadamente a todas sus relaciones que, contrario a lo que muchos dicen, fueron pocas si tenemos en cuenta el tiempo que pasó en la serie. Daniela Franco nos enseñó a ser perseverantes en el amor.

Además, en la serie nacieron todo tipo de relaciones que parecían imposibles. Yury, estrato 1, hija de un reciclador y Esteban, hijo de Gabriela ( y Guillermo, que luego sería adoptado por Carlos Alberto (Luis Eduardo Motoa), gente estrato 5/6 rompieron los esquemas del amor prohibido cantado en una canción de Selena, (amor prohibido nos grita todo el mundo, el dinero no importa en ti ni en mí ni en el corazóoon, uooo, beibi).

Lolita de Huertas, que se enamoró de un hombre mucho menor que ella; o Lili y Hernán que demostraron que el amor no es cuestión de peso o imagen. Gabriela y Carlos Alberto lograron rehacer su matrimonio (varias veces) luego de crisis que parecían poner fin a esa historia de amor.

Charlie, ¿el sostén de la familia?

Carlos Alberto es la persona con más sentido de la responsabilidad sobre la faz de las producciones televisivas colombianas. Fue padre de Natalia (Tania Robledo), Federico (Naren Daryanani), Daniela, María, pero también de Andrea, Pipe, Nicolás, Pablito, Estefanía, Santiago, Luna, Lenny, Sammy, Miguel Ángel y un montón de niños que no recuerdo pero que salieron adelante gracias al pluma blanca Franco.

Vea también: ‘Chloe’, la serie de la BBC que plantea los límites por la verdad

Para lograr esto, se convirtió en una especie de Barbie de la cultura pop colombiana, así que encontramos al Charlie odontólogo, al Charlie gerente de supermercado, al Charlie presentador de TV, al Charlie granjero y hasta el Charlie vendedor ambulante de yogur. Todo lo hizo mientras los televidentes se interesaban en su calvicie y en los posibles tratamientos a los que se sometió para enfrentarla. Todo un héroe.

La hija pródiga vuelve a casa

Una de sus hijas adoptivas, Andrea Cortés, cambió de cara tres veces en la producción pero siempre fue la misma, este personaje fue interpretado por Camila Zuluaga, Sandra Hernández y María Valentina Bove.

Los televidentes nos hicimos los de la vista gorda y siempre aceptamos a la que hiciera el papel porque, como dice de manera sabia Andrea Echeverri “mira la esencia, no las apariencias”.

Finales felices y el de Padres e Hijos

Quizás las grandes enseñanzas de esta serie no se encontraban en las moralejas leídas al final, como que la solución a todo siempre se encuentra viajando o muriendo, como la vida misma (no, mentiras).

Andrea y Federico se fueron a vivir su matrimonio felices en España, Andrea y su esposo se fueron a México, Nicolás (Manolo Cardona) se fue a hacer el rural y luego a estudiar, Lenny volvió a Londres con su papá, Daniela viajó a Miami a curarse de su cáncer, Johanes consiguió irse a estudiar a Inglaterra ingeniería con los de la F1; mientras que Ana María, la primera esposa de Carlos Alberto, muriera en un accidente de tránsito, en uno de los capítulos más dramáticos de la historia, o Diego (Diego Cadavid), el primer esposo de Daniela, muriera víctima de un cáncer.

Este programa fue el comienzo de actores y cantantes, (por ahí dicen algunos en el medio “el que niegue a Padres e Hijos es como si estuviera negando a la mamá”), entre ellos Karoll Márquez, cartagenero piel canela y ojos negrísimos de la cultura pop colombiana, Beto en la serie, no solo tuvo su debut actoral allí sino que además, luego de varias temporadas fue el encargado de ponerle la voz al cabezote de la serie.

Vea también: Maggie Q vuelve al cine de acción en ‘Venganza explosiva’

En su carrera de solista, en la que sí que le ha tocado luchar, hizo una canción que yo le dedicaría a toda la producción, que se llama Cuando no estás y dice “cuesta mucho desligarme de tus besos. Es difícil no extrañarte”. Es difícil no extrañarte, Padres e Hijos.

Un nuevo comienzo para los colombianos

Aún recuerdo con dolor el capítulo final; el espíritu de Ana María Franco se le aparece a su hija Daniela, que está a punto de arrepentirse de contraer nupcias con J Pits y le dice:

“Todo final es siempre un nuevo comienzo porque nada muere para siempre, queda el recuerdo y es en el recuerdo precisamente donde se guardan solo los mejores momentos, esas cosas que sirven para convencernos de que vale la pena intentar todo de nuevo”.

Cada vez que siento nostalgia por los mejores momentos de Padres e Hijos, los recuerdo dándole click al botón de este enlace y todo en mi mente, mágicamente, tiene un nuevo comienzo.

También le puede interesar: Las 10 series más largas de la historia para maratonear

¡Quiero recibir el newsletter!

TODA LA EXPERIENCIA DINERS EN SU EMAIL

Ver términos y condiciones.
Febrero
04 / 2021

Send this to a friend