La Gran Muralla China y los cuatro destinos más extraños para hospedarse

Airbnb ofrece toda clase de lugares, para todos los gustos, desde una excéntrica habitación en Marruecos, hasta una isla cerca a Cartagena.

La plataforma más famosa del mundo para alquilar inmuebles quiere reinventar el negocio. Airbnb dejará de alquilar simples casas, para convertir el hospedaje en el motivo principal por el que las personas desean viajar.

De ahí que el gigante de internet, que puso a temblar a todas las cadenas hoteleras, dio el primer paso en agosto del año pasado cuando realizó un concurso entre sus usuarios para que se quedaran una noche en uno de las atalayas de la histórica Muralla China. Por otro lado, también se encargó de encontrar otros lugares que la gente puede disfrutar, como por ejemplo, una isla cerca a Cartagena; una reserva de leones en Sudáfrica; un apartamento en un bote de Amsterdam e incluso una habitación en el legendario palacio de un comerciante en Marruecos.

A continuación vea los cinco lugares más extraños para hospedarse con Airbnb:

La Gran Muralla China

Foto: Airbnb.


La empresa anunció un concurso para que cualquier usuario en el mundo tuviera la oportunidad de quedarse en una cama doble, con acompañante, en la legendaria Muralla China, de más de 2.600 años. Para ello, los participantes debían escribir una carta en la que convencieran a las directivas de Airbnb de que eran dignos del premio.

El lugar se ofreció con decoración de la época, iluminación de velas, aire acondicionado, Wifi, televisión y techo. Junto a la estadía, los ganadores se llevaron una charla sobre la conservación del patrimonio cultural de la muralla. Lastimosamente el premio no se entregó, debido a problemas patrimoniales con el país. Sin embargo, quedó el registro de cómo sería la habitación en el imponente monumento.

Durmiendo entre leones (Sudáfrica)

Foto: Airbnb.


Por tan solo 92 dólares, todos los usuarios de Airbnb pueden pasar una noche en el Centro de Conservación de Harrismith en donde se hospedará en una construcción de tres habitaciones rodeada de 80 leones, bastante cariñosos. Sin embargo, para evitar alguna tragedia, los encargados instalaron cercas eléctricas alrededor de la jaula.

La casa tiene chimenea de leña, internet, baño con tina, parilla, cocina y una sala de lujo. El principal motivo para hacer una habitación en medio de esta reserva natural para los leones es su conservación. “Somos una organización sin fines de lucro que nos aliamos con Airbnb para que las ganancias de la estadía sean para la conservación de los leones que sufren de caza furtiva y pérdida de hábitat.

Isla cerca a Cartagena (Colombia)

Foto: Airbnb.


Entre el archipiélago de Islas del Rosario y San Bernardo se encuentra una isla de tres kilómetros cuadrados con acceso a playas de arena blanca, acuarios naturales y atardeceres de pintura. El precio por noche es de tan solo 900 dólares por noche, que incluyen la estadía de 16 personas que disfrutaran de cuarto privado y una cocina de lujo.

Un palacio en Fez (Marruecos)

Foto: Airbnb.


Esta casa tradicional de Marruecos cuenta con una historia legendaria de más de 1.500 años de tradición. Este lugar está adoquinado con azulejos, arte tribal africano y un tragaluz en medio de un patio que lo dejará sin palabras. La noche cuesta 46 dólares la noche.

Bote en las aguas de Ámsterdam (Holanda)

Foto: Airbnb.


Viva la vida de un marino en esta barcaza holandesa convertida en un palacio para los amantes del lujo y la arquitectura. Disfrute este espacio de un dormitorio para una pareja y conozca las playas de Ámsterdam mientras navega desde la cama y en pijama. Los dueños de este lugar, Erik y Margriet, están calificados con cinco estrellas como “súper anfitriones”, lo que garantiza que su estancia siempre será perfecta. La noche cuesta 120 dólares.

¿Cuál es su alojamiento favorito? Escríbanos en el recuadro de comentarios

Artículos Relacionados

  • 11 obras al óleo para recordar la historia de Colombia
  • Conozca a Turcios, uno de los mejores caricaturistas del mundo
  • 14 autorretratos para romper estereotipos
  • La exposición de la National Geographic que llega por primera vez a Colombia

Send this to a friend