Mark Zuckerberg apuesta por conectar a Colombia

El fundador de Facebook presentó en Bogotá Internet.org, plataforma que facilita el acceso a Internet en zonas desconectadas.
 
POR: 
Jaime Pérez-Seoane

Como la tecnología que utilizan, los emprendedores de Internet son capaces de romper con toda creencia, con todo orden establecido. Así es Mark Zuckerberg, quien, desde que fundara Facebook a la edad de diecinueve, es un abanderado de acabar con las viejas costumbres. Siendo el joven más rico del planeta Tierra, este aventajado alumno de Harvard merece un reconocimiento: No ha dejado que la chispa de la vida – la que se aloja en los ojos de todo alma joven – se le apague. Escuchar a “Zuck” en una charla interactiva como la que ayer dispensó en la Universidad Javeriana de Bogotá es un lujo indudable. Sin ser el mejor de los oradores, el empresario neoyorquino transmite sinceridad, humanidad y convicción, atributos necesarios para el éxito en cualquier industria, y muy especialmente, en el nebuloso mundo de Internet.

Lo más curioso del creador de la mayor red social del mundo es su particular manera de socializar. Zuckerberg vino a Colombia, tierra de sabor (y contradicciones), en un viaje exprés al que prefirió traer su propia comida. Enigmas culturales aparte, la inteligencia y habilidades técnicas del milmillonario norteamericano son indiscutibles, y han quedado sobradamente probadas en las contadas horas que ha pasado entre estas montañas.

Primero: ¿A qué venía Zuckerberg?

Aunque se escuchara más su nombre que el motivo de su fugaz viaje, la realidad es que el jefe supremo de Facebook ha encontrado en Colombia el aliado ideal para su nuevo y ambicioso proyecto: Internet.org. Mark presentó la plataforma en la Casa de Nariño a Juan Manuel Santos y el ministro Diego Molano, y oficializó su alianza con el gobiernos y la firma de telecomunicaciones Tigo.

Internet.org, programa mundial que ya se ha comenzado a implementar en Zambia, Kenia y Tanzania, ofrece mediante una sencilla aplicación un repertorio de servicios básicos gratuitos a través de la red, incluyendo servicios de salud, empleo, información… Y (si), incluyendo Facebook. En paralelo, el proyecto contribuye a implementar vías de acceso a la red en áreas que todavía no están comunicadas, una de las ambiciones que Zuckerberg comparte con el Ministro colombiano de las TIC.

“Q&A con Mark”

El placer de Bogotá al recibir a Mark Zuckerberg fue ayer doble. Además de presentar Internet.org, Zuck probó a realizar una charla con estudiantes y emprendedores en las instalaciones de la Universidad Javeriana, algo que sólo había hecho antes en sus oficinas de Palo Alto. En la hora que duró la conversación, Zuckerberg nos habló de la importancia del poder de la conectividad y sus ambiciones alrededor de Internet.org, y, como no, del presente y futuro de Facebook. Mark presentó, en vivo y en directo, su insaciable ambición de conectar al mundo a través de la red. Y quiso añadir que hacerse absurdamente rico con ello es secundario.

“Ningún gobierno o entidad privada puede asumir la responsabilidad de conectar un país por su cuenta y riesgo: La asociación es esencial”. Zuckerberg comenzaba su intervención con palabras que seguro emocionaron a Diego Molano, quien ha defendido este concepto a ultranza. “Debemos establecer unos servicios básicos a los que todo el mundo tenga acceso a través de la red”.

Zuck, quien supo aprovechar sus facultades como programador para escalar como empresario de Internet, respondía con seguridad cuando uno de los asistentes le preguntaba qué recomendaría aprender a los jóvenes. “El mundo necesita ingenieros y programadores; La tecnología permite que se consigan hitos importantes sin tener excesiva experiencia. Yo fundé Facebook con diecinueve años, y en ese momento no pensaba el papel tan grande que tendríamos en conectar a las personas”.

Una de las preguntas más interesantes de la sesión llegó en forma de vídeo. En este, un joven de la Colombia rural preguntaba a Zuckerberg por las barreras de acceso a dispositivos móviles y portátiles. “El consumo de datos es más caro que la compra de un teléfono o un computador en el largo plazo”, respondía Mark. “Ya existen dispositivos en el mercado adquiribles por menos de cien dólares”. Lograr que las aplicaciones consuman pocos datos es para el magnate un reto esencial para que las áreas con poca conexión aprovechen el acceso a Internet. “En un año y medio hemos logrado reducir el peso de Facebook al diez por ciento. Así los habitantes de áreas remotas pueden disfrutar de nuestro producto”.

El CEO de Facebook fue preguntado en un momento de la reunión por los sanguinarios ataques a Charlie Hebdó, el semanario francés. “El espíritu de Facebook vive en la voz de las personas. Cualquier atentado contra la libertad de expresión nos duele y ataca nuestra esencia. El terror no puede callarnos”.

Zuckerberg terminó su rápida visita a Colombia con dos mensajes. El primero, impugnando cualquier voz que le hubiera tachado de codicioso. “Mi misión y la de Facebook siguen siendo la de conectar a la gente. Por eso invertimos en herramientas que mejoran la conversación y la interacción”. Por último, lanzó un mensaje de ilusión. “Confío en que el acceso a Internet se multiplique en los próximos diez años, y que logremos que al menos dos tercios del planeta tengan acceso. Habrá nuevas herramientas que hagan del nuestro un mundo más conectado y libre”.

         

INSCRÍBASE AL NEWSLETTER

TODA LA EXPERIENCIA DINERS EN SU EMAIL
enero
15 / 2015