SUSCRIBIRME

El renacer del tropipop, con Katamaran

/
Septiembre
01 / 2021

Diners conversó con Julián Rey, vocalista de esta agrupación, sobre el tropipop, su triunfal regreso y su versión del clásico ‘No pude quitarte las espinas’.

Foto: Cortesía Katamaran

Diners conversó con Julián Rey, vocalista de esta agrupación, sobre el tropipop, su triunfal regreso y su versión del clásico ‘No pude quitarte las espinas’.

No soy el más experto para responder a la pregunta: ¿Qué es el tropipop? Sin embargo, confieso que me acompañó durante mis primeros despechos como adolescente. Katamaran y sus canciones No pasa nada, La foto de la verdad e Imparable, mezclaron el dolor y la alegría con sus letras y ritmos frenéticos inspirados en el ska.

Al igual que estos bumangueses, hubo otras bandas de este género que estuvieron presentes con himnos de la juventud. Es el caso de Wamba, Bonka, San Alejo, Sin Ánimo de Lucro y Majua que con el tiempo se despidieron de esta increíble época.

Para explicarnos un poco más este fenómeno musical, conversamos con Julián Rey, líder y vocalista de Katamaran, quien nos impartió una clase de lo que realmente significa tropipop y su regreso triunfal con el cover No pude quitarte la espinas.

¿Qué es el tropipop?

El tropipop es uno de los géneros musicales más colombianos que puedan existir. Sus raíces vienen de las canciones románticas de Carlos Vives y Bacilos, mezcladas en 145 beats por minuto.

“El género pegó durísimo a mediados en 2005 con Wamba, Bonka, Majua, Dragón y Caballero. Y nosotros llegamos cuando ya estaba en pleno declive. Recuerdo que nuestro primer gran concierto fue para despedir a San Alejo, mientras que Los de Adentro y Bonka ya no existían”, comenta Julián Rey.

En 2007 Katamaran lanza No pasa nada, canción que duró 18 semanas en los primeros listados de las emisoras nacionales y se adueñó del tropipop. “Nos entrevistaron de lugares donde jamás pensamos estar. En Radioactiva y no éramos tan rockeros; en Tropicana y no éramos merengueros; en Vibra y no éramos tan pop, pero llegamos a lograr cosas que jamás imaginamos”, dice Rey. 

Vea tambien: Al borde, una comedia de Netflix para el fin de semana

Katamaran, único en el tropipop

Cuando casi todos los exponentes del género le dijeron adiós al tropipop, Katamaran se sostuvo con la misma sinergia. “Aunque intentamos incursionar en otros géneros, nos sentimos extraños. Así que volvimos a lo nuestro con historias donde nos burlamos un poquito del desamor, porque al final se trata de hacer lo que nos gusta”, comenta el vocalista de Katamaran.

Por fortuna este sentir estuvo acompañado por una serie de sucesos que le dio vida al tropipop, como la llegada de Juanpis González, el alter ego de Alejandro Riaño, quien se declaró fanático del género.

“Alejandro siempre ha sido muy tropipopero. Recuerdo que nos invitaron a una fiesta en Andrés D.C. y allá nos conocimos cuando apenas estaba entrando al mundo de la comedia. Ahora es inevitable decir que él es uno de los que ha impulsado el género. Incluso desde su show, donde nos invitó”, comenta Julián.

No pude quitarte las espinas, un nuevo himno

Al renacer del tropipop también hay que agregarle la fidelidad de la fanaticada. “Los adolescentes que nos escuchaban nos recuerdan con mucha alegría, porque nuestra música invitaba a eso. Y las mamás que los acompañaban a los conciertos también”. 

De ahí que la canción No pude quitarte las espinas, evoque esos recuerdos de hace 10 años, cuando las canciones de desamor no eran para llorar, sino para superar la tusa. “Sabemos que hay gente que llega a quitarse la vida por despecho, pero en Katamaran mandamos un mensaje de aliento y que esa experiencia los haga más fuertes para el futuro venidero”.

Los fanáticos lo son todo

Luego de analizar toda la movida del tropipop, Julián concluye que este género, más que cualquier otro, se mueve por los fanáticos. “Muchos no lo saben, pero nuestro primer álbum Nos vemos en el cielo está dedicado a la primera presidente del club de fans que tuvimos en Bucaramanga y que murió en un accidente en bus. De hecho, la canción homónima es un acróstico de su nombre: Stefany”, recuerda Rey.

Vea tambien: Los cinco mejores rooftop para visitar en Bogotá

De hecho, Katamaran se llevó el premio a mejor club de fans y mejor artista Colombia en los premios 40 principales, entregados en Madrid, España.

Lo que se viene de Katamaran

Tropipop, Katamaran

“Se viene un nuevo sencillo, un nuevo álbum. También esperamos que mucha gente se sienta identificada con nuestras canciones y que los fanáticos vean en Katamaran esa banda que les suba el ánimo”, comenta el bumangués.

A esto se le suma su participación en el UR Festival de la Universidad de El Rosario el 5 noviembre y un concierto sorpresa para celebrar el aniversario de una emisora nacional. 

“Es grato ver cómo el público pide las canciones con las que nacimos. Ahí nos damos cuenta que algo bueno ha pasado, que nuestra música ha llegado a las nuevas generaciones y que el tropipop aún está vivo”, concluye Julián Rey.

También le puede interesar: Rakel: «No soy un producto creado»

Óscar Mena es periodista de la Revista Diners. Estudió Comunicación Social & Periodismo en la Universidad Externado de Colombia antes de convertirse en Barista de la Escuela de Gastronomía Gato Dumas. A Óscar le apasiona cómo la tecnología, el estilo de vida y la gastronomía pueden contribuir al mejoramiento de la sociedad.

¡Quiero recibir el newsletter!

TODA LA EXPERIENCIA DINERS EN SU EMAIL

Ver términos y condiciones.
Septiembre
01 / 2021

Send this to a friend