SUSCRIBIRME

11 preguntas para saber si está en el trabajo correcto

Entender si se está en el trabajo equivocado no es una tarea fácil. Analizamos con un especialista 11 preguntas para saber si se es un buen empleado o empleador.

Foto: Suits, Netflix, 2021

Entender si se está en el trabajo equivocado no es una tarea fácil. Analizamos con un especialista 11 preguntas para saber si se es un buen empleado o empleador.

“Es importante que te cuestiones y te exijas a ti mismo y no estar atrapado en un trabajo en el que sientes que no estás creciendo o aprendiendo”, afirma Tony Hsieh, -CEO de Zappos, una de las mejores compañías para trabajar según la revista Fortune- en su libro Delivering Happiness. ¿Cómo hacer felices a tus empleados y duplicar tus beneficios en el trabajo correcto?

En su primer ejemplar, Hsieh afirma que “la vida no es la búsqueda de uno mismo, sino más bien la creación de uno mismo”. Cada página está dedicada a descubrir cómo una política de empresa se puede basar en la felicidad de todos sus miembros para tener una mayor productividad y beneficios a largo plazo.

Aunque parezca difícil imaginar que la felicidad y el bienestar es un modelo de negocio efectivo para lograr el éxito, Hsieh lo materializa y sugiere que nos hagamos 11 preguntas preguntas para indagar en nosotros mismos y así tomar decisiones en nuestra vida profesional.

Diners habló con Javier Vicente Giraldo Jaramillo, psicólogo y docente de la Universidad Santo Tomás, especialista en Administración de Gerencia de Recursos Humanos de la Universidad de Los Andes y magíster en Gestión Integral de la Calidad del convenio, para interpretar las 11 preguntas propuestas por Hsieh y descubrir si realmente son necesarias y por qué es importante realizarlas.

¿11 preguntas para el trabajo correcto?

Lea con atención cada una de las preguntas planteadas por Tony Hsieh. Intente darle una respuesta rápida mentalmente, sin sacar conclusiones.

1. ¿Crece profesionalmente?

2. ¿Ahora es una mejor persona respecto a la que era ayer?

3. ¿Qué hace para que sus compañeros de trabajo y los que están a su mando crezcan personalmente?

4. ¿Cómo se desafía y se exige a sí mismo?

5. ¿Está aprendiendo algo nuevo todos los días?

6. ¿Cuál es su visión de dónde quiere ir?

7. ¿Cómo hace que la compañía entera crezca?

8. ¿Está haciendo todo lo que puede para promover el crecimiento de la compañía y, al mismo tiempo, está ayudando a otros a entender el crecimiento?

9. ¿Entiende y comparte la visión de la compañía?

10. ¿Cree en lo que hace?

11. ¿Comparte los valore de la empresa?

Una vez haya leído las once preguntas, veamos el análisis que nos plantea el doctor Javier Giraldo, quien inicialmente considera que esto se puede ver desde dos perspectivas: la primera, que este interrogatorio sirva para cada persona o empleado; y la segunda, que la organización o empresa sea quien se cuestione.

“Es importante entender que las organizaciones son sistemas relacionales, y como en cualquier sistema relacional, lo que le pase a uno le afecta al otro. Es una relación bidireccional que está permeada por ciertos sistemas de valor, creencias y una forma de ver la vida a nivel social”, comparte.

Así que, según Javier Giraldo, además de que estas preguntas sirvan a nivel personal, también son acertadas para el campo empresarial.

Vea también: El poder del no: cómo decir no en el trabajo y en su vida cotidiana.  

Vea tambien: Conozca los 5 mejores campos de paintball en Bogotá


Entendiendo las preguntas para el trabajo correcto

Aunque en una primera lectura de las preguntas pensemos que ninguna tiene que ver con la otra, el psicólogo se atreve a distribuirlas en dos campos generales, que son aspectos fundamentales en las relaciones empresariales, al igual que en las familiares, amorosas y en todos los aspectos de nuestra vida.

Preguntas Motivacionales

Desde la teoría dual de la motivación de Frederick Herzberg, (el psicólogo estadounidense que se convirtió en uno de los nombres más influyentes en la gestión empresarial) algunas de las preguntas tienen que ver con la motivación y satisfacción.

“Por ejemplo, si tú tienes un buen salario quizá eso complace, pero no quiere decir que esté todo perfecto.

Estas preguntas son principalmente elementos motivacionales que en la medida en que la empresa le apueste a estos, logra que la persona crezca profesionalmente y, así mismo, el empleador indague si sus intereses van por el mismo camino.

“Se debe haber un match y un clic en estas dos realidades. Que la empresa tenga esto dentro de su propuesta, pero también que la persona lo sienta internamente”.

¿Por qué son importantes la preguntas para el trabajo correcto?

Porque analizan la satisfacción de las personas. Pero al mismo tiempo nos ponen a pensar si estamos recibiendo el amor y el aprecio por parte de la entidad en la que trabajamos.

En diferentes ocasiones los jefes resaltan únicamente los aspectos negativos de sus empleados, desconociendo los actos positivos que se dan. No se trata de juzgarnos si lo hacemos mal, o de controlar cada paso que dan los trabajadores, “merecemos ser felices y creer en nosotros”.

Direccionamiento estratégico de la compañía

Son apuestas institucionales y como individuos debemos mirar si empatamos en ellas o no.

“El problema es que las organizaciones no se toman tan enserio la parte humana, sino que creen que solo es para cumplir con cierta certificación. No lo ven como una herramienta administrativa para tener el mismo norte que el empleado”.

Vea tambien: Estas son las tiendas para aprovechar el último día sin IVA

En ese orden de ideas, es importante que la misión o visión de una compañía genere confianza para que todos vayamos para el mismo lado. Es normal aceptar que no se está en sintonía con los planteamientos de la empresa, o que los valores de la entidad no se parezcan a los nuestros.

No existe lógica en aguantar un trabajo

No caiga en pánico si esta es su percepción, es el momento para mirar hacia dónde ir y aunque la lógica es aguantar o permanecer en un lugar aunque no cumpla 100 % sus expectativas, retirarse le va a traer menos carga emocional.

“Uno tiene derecho a aspirar a un mejor vivir, a disfrutar, realizarse, y a que le digan ‘gracias’. Tenemos derecho a trabajar para vivir mejor, no a trabajar para tratar de vivir”.

Javier Giraldo añade que cuando hay relaciones tóxicas (no solo amorosas), es mejor renunciar, sin complicarse la vida. “No significa que seas cobarde o que no sirvas, significa que te respetas y que crees en tus capacidades”.


¿Se puede ser feliz en el trabajo?

“Creo que Tony Hsieh hace un mix entre la motivación y el direccionamiento estratégico de las empresas con una visión mucho más humanista. Las organizaciones satisfacen las necesidades humanas, y estas preguntas nos cuestionan frente a qué tanto se satisfacen”, afirma Giraldo.

La recomendación es tomar decisiones con calma. No naturalice la insatisfacción laboral. Si decide mantenerse el trabajo correcto y se siente fuerte para avanzar continúe. No se quede en una empresa por lástima o por no creer en usted.

“Merecemos ser felices y creer en nosotros. Asuma un pensamiento estratégico para darle calidad a su vida. No se retire sintiéndose culpable, asuma una actitud positiva y sea fiel con usted mismo. La fidelidad realmente debe ser con uno mismo”, concluye Javier Giraldo.

Vea también: 5 empresas jóvenes y latinoamericanas que quieren cambiar el mundo.

¡Quiero recibir el newsletter!

TODA LA EXPERIENCIA DINERS EN SU EMAIL

Ver términos y condiciones.
Noviembre
22 / 2021

Send this to a friend