SUSCRIBIRME
INICIO//Tendencias//¿Por qué la preocupación por no dormir, no lo deja dormir?

¿Por qué la preocupación por no dormir, no lo deja dormir?

La orthosomnia es el trastorno que los expertos descubrieron en pacientes obsesionados por monitorear su propio sueño.

La orthosomnia es el trastorno que los expertos descubrieron en pacientes obsesionados por monitorear su propio sueño.

La falta de sueño es uno de los males del siglo XXI: el estrés, las rutinas alimenticias y la conexión constante a los dispositivos electrónicos son algunas de las causas. A raíz de que ahora damos vueltas en la cama, contamos ovejitas y nada pasa, expertos y emprendedores se han dedicado a buscar alternativas para ayudar a solucionar esta tendencia.

Existen aplicaciones para dormir con música relajante o con el sonido de un bosque, pastillas, gotas, aromáticas e infusiones, colchones ortopédicos, máscaras para no roncar, bandas que monitorean las ondas cerebrales, pero la búsqueda del sueño perfecto ha generado un nuevo trastorno: orthosomnia.

Por nueve meses, Alex Whitecross, un ciudadano común de Inglaterra, se enfrascó con una aplicación que monitorea y registra datos sobre el sueño.“Empecé a ponerme paranoico sobre cuánto dormía”, dijo para el diario The Guardian. Por momentos, se levantaba a mitad de la noche para ver qué tanto había dormido y cómo.

Por las mañanas, al despertarse, revisaba y se daba cuenta de que había permanecido una hora despierta. “Me hizo sentir más cansado, sabiendo lo poco que dormía”. Se dio cuenta, a medida que pasaba el tiempo, de que “estaba durmiendo cada vez menos al utilizarlo”.

Un estudio del Journal of Clinical Sleep Medicine encontró que esta industria, que ofrece soluciones para conciliar el sueño, es la causa de la orthosomnia, denominada así porque, para los investigadores “la búsqueda perfeccionista para lograr un sueño perfecto es similar a la preocupación malsana por una alimentación saludable, denominada ortorexia”.

Vea tambien: 10 ejercicios de cardio para hacer sin salir de casa

Así como Whitecross hay muchos que han confiado en aplicaciones o artefactos que monitorean el sueño para solucionar el problema de no dormir. Sin embargo, esto ha llevado a muchos a autodiagnosticarse trastornos, convencerse de que padecen problemas para dormir y de llevar estos resultados a un extremo inapropiado.

El estudio encontró que, basándose únicamente en los datos de sus monitores, las personas se están convenciendo de que padecen un trastorno del sueño, incluso cuando no lo hacen. El resultado posterior es que las personas se están obsesionando con tener una noche de sueño“perfecta”.

Además de lo obsesivo que esto resulta, estos monitores no son del todo confiables, pues se basan en los sonidos, el ritmo cardiaco y el movimiento que se da durante la noche. En cambio, cuando lo hacen los expertos, ellos evalúan lo que denominan polisomnograma, ​​eso incluye mirar la actividad de las ondas cerebrales, el movimiento de los ojos, la tensión muscular y la respiración, pues se necesita hallar una cantidad de datos y cruzarlos, para dar un diagnóstico sobre cómo es el sueño de un individuo.

Autodiagnosticarse, además, puede derivar en una obsesión poco saludable: “si tiene un dispositivo que le está diciendo, correcta o incorrectamente, que su sueño es muy malo, entonces eso aumentará su ansiedad y puede provocar más insomnio crónico”, dijo Guy Leschziner, neurólogo y autor del libro The Nocturnal Brain, para The Guardian “también vemos a la gente decir: ‘Mi rastreador de sueño me dice que estoy despierto por la noche’, pero cuando hablas con ellos, no tienen ningún recuerdo de estar despiertos y duermen bien”.

Vea tambien: Vea los nuevos tráilers de The Crown y La Casa de las Flores

The Journal of Clinical Sleep Medicine encontró que, en lugar de confiar en el cuerpo y en cómo se sentían cuando se levantaban cada mañana, los pacientes dependían en gran medida de sus rastreadores de sueño para decirles si habían tenido un sueño reparador. Sin embargo, para los expertos el mejor medidor es el cuerpo.

El problema es que estos aparatos pueden sugestionar su sensación de bienestar, y en lugar de ayudar pueden reforzar su ansiedad por encontrar un estado ideal del sueño que se adapte a los números del monitor y no las sensaciones que usted necesita.

<iframe src=»https://giphy.com/embed/hoUVkH1PhVGjm» width=»480″ height=»252″ frameBorder=»0″ class=»giphy-embed» allowFullScreen></iframe><p><a href=»https://giphy.com/gifs/philip-seymour-hoffman-almost-famous-movie-hoUVkH1PhVGjm»>

INSCRÍBASE AL NEWSLETTER

TODA LA EXPERIENCIA DINERS EN SU EMAIL

Ver términos y condiciones.
Junio
17 / 2019

Send this to a friend