San Bernardo: un paraíso de 10 islas para conocer cerca de Cartagena

Planee desde ya sus vacaciones en San Bernardo, el paraíso del Caribe colombiano cuyas playas que tiene que conocer.
 
San Bernardo: un paraíso de 10 islas para conocer cerca de Cartagena
Foto: https://www.booking.com/hotel/co/punta-faro.es.html
POR: 
Revista Diners

Los Berrío, Morelos, Castillo y Cortés fueron las primeras familias en pisar en archipiélago de San Bernardo, aproximadamente en 1860. Entre ellos construyeron una comunidad que vivió de la pesca, el cultivo de palmas de coco e incluso de la venta de carbón vegetal. Sin embargo, después de forjar un vínculo ancestral con la tierra, las familias optaron por convertir su paraíso terrenal en un destino de ensueño para aquellos que quieren aprender de su cultura y descansar en un paraíso caribeño.

Sus 10 islas, compuestas por Boquerón, Palma, Panda, Mangle, Caycén, Cabruna, Tintipán, Maravilla, Múcura y el islote artificial Santa Cruz del Islote, reciben a los visitantes que encontrarán resorts de lujo y restaurantes que se precian por la frescura de sus alimentos, la limpieza y el orden.

“San Bernardo no está aquí, anda en un paseo/ San Bernardo no está aquí, anda en un paseo”, se oye cantar a las mujeres del archipiélago en donde la aventura, la buena comida y las historias nunca faltan.

¿Cómo llegar?

Puede viajar en lancha desde Cartagena hasta a San Bernardo en una hora y 50 minutos. Este recorrido, que parece más una aventura, pasará por el golfo de Morrosquillo, Isla Grande y Barú, donde podrá ver a lo lejos las playas Punta Iguana y Santo Domingo, hasta llegar a Múcura, isla con la que empezamos este recorrido.

*Se recomienda hacer la reserva de la lancha con 3 días de anticipación ya que sólo salen una vez al día de 8 a 9 a. m.

Viajar a San Bernardo, Colombia

Múcura

Antes de llegar a la isla se puede ver cómo su formación vegetal sobresale del mar turquesa y al llegar a su orilla lo recibe la arena blanca. Apenas se baja de la lancha puede oler el pescado frito de los restaurantes del hotel Punta Faro e Itamburi.

Aquí podrá darse un festín de camarones, langostas y mojarra, con patacones y una limonada bien fría. Luego, puede alquilar una bicicleta y recorrer la isla de punta a punta y encontrarse en el camino con los artesanos que tallan clásicos recordatorios en cocos y caracoles.

Como es parte del Parque Nacional Natural Corales del Rosario y San Bernardo, la isla cuenta con uno de los mejores lugares para bucear en el mundo sin importar si es experto o principiante.

Descanso de lujo en San Bernardo

Cuando cae la noche puede optar por finalizar su día con una sesión de spa en el Hotel Isla Múcura y en el Punta Faro, o unirse a la fiesta en el Múcura Club Hotel, donde un puente en bambú con techo de paja es el principal atractivo del lugar. También puede ir a Casa en el agua, a la que solo se llega en lancha, pero donde la fiesta tiene fama internacional.

Para hospedarse puede elegir entre varias opciones, según disponga su bolsillo. En primer lugar está el Resort Punta Faro, donde la noche cuesta 700 mil pesos aproximadamente, y que viene con todo incluido y es especial para lunas de miel o una escapada romántica.

Por otro lado está el Hotel Isla Múcura, que le ofrece a sus huéspedes diversos platos caribeños estilo buffet y una amplia coctelería internacional. Sus instalaciones de bungalows le darán tranquilidad y desconexión total. Su precio en temporada baja está 90.000 pesos y en temporada alta puede llegar a los 200.000.

También está la casa Dahlandia, donde la atención personalizada y charlas de su dueño, un biólogo que vive allí más de 40 años, lo hace un lugar único en Múcura. Su arquitectura rústica y sus habitaciones son perfectas para desconectarse de las redes sociales y conectarse con la naturaleza. Por la noches podrá apreciar el plancton luminiscente, siempre y cuando no haya luna llena, pues el estado de la estrella mayor bloquea la iluminación natural del fitoplancton.

Islote de Santa Cruz

A 10 minutos en lancha de Múcura llegará al Islote de Santa Cruz, la isla más poblada del mundo por metro cuadrado. Para entrar debe pagar 5000 pesos, recibirá un tour por uno de sus habitantes, quien le explicará cómo viven un poco más de 1.200 habitantes en apenas una extensión de una hectárea y 99 casas construidas.

También podrá nadar con tortugas, peces y tiburones en una piscina natural y luego pasar a los restaurantes Secretos del Mar o Feliz Barrios, para disfrutar de una cazuela de pulpo o camarones, langosta, pescado y caracol. Visite la planta fotovoltaica de la isla que produce energía gracias a unos paneles solares.

Existe la posibilidad de quedarse en la isla, con previa reservación, en el Santa Cruz Islote Hostel, un hospedaje rústico de sus cuatro habitaciones privadas y una compartida; una cocina; sala comedor; duchas y baños.

“Las habitaciones están pensadas para atender familias, parejas y grupos de amigos. Tenemos contacto con lanchas en Tolú que lo traerán al hostal, además de diferentes planes para visitar las otras islas. Nuestro plan más solicitado es el de tres noches para parejas, que cuesta aproximadamente 980.000 pesos con todo incluido”, cuenta Sebastián Botero, quién construyó el hostal hace cinco años con el apoyo de la comunidad de Santa Cruz y su familia.

Para mayor información comuníquese al 315 610 7126.

Isla de Tintipán

La isla más grande del archipiélago cuenta con toda clase de bosques. Desde el seco tropical, litoral rocoso, arenoso y de pastos marinos, hasta los reconocidos manglares que sirven de refugio para cangrejos que se alimentan de sus hojas, una gran diversidad de aves, iguanas, cocodrilos y teteretes, entre otros.

Sus playas cuentan con un mar azul turquesa y arena dorada que lo invitan a tener una tarde de descanso y bronceo. Si quiere ver los corales y peces de colores puede “caretear”, como dicen en la isla, sin tener experiencia, o si lo prefiere, alquilar un traje de buceo y conocer las profundidades del mar Caribe.

Isla Boquerón

El nombre de la isla se le atribuye por tener la forma de la boca de este pez verde azulado, con dientecillos y una extraña anomalía de la naturaleza que los científicos no pueden explicar, ya que tiene en su interior hay una laguna de agua dulce resguardada por una cerca natural de manglares.

Aunque no existe un hotel para quedarse en esta isla, puede disfrutar de sus playas y del contraste de la vegetación con casas de recreo privadas que adornan el paisaje.

Isla Palma

Es el hogar flamingos rosados, papagayos, pavos reales, tortugas, ciervos, grullas que conviven en medio de sus playas de arena blanca, manglares y una ciénaga.

Isla Palma cuenta con un museo marino con vestigios de embarcaciones piratas y un aviario.

En Semana Santa encontrará diferentes opciones para hospedarse, como la del Hotel Isla Palma, que ofrece un plan de tres noches todo incluido a 1’080.000 pesos por persona, que incluye las tres comidas, visita al Bioparque y un coctel de bienvenida. También puede optar por el Decameron, con un plan de dos noches en 941.000 pesos con transporte y vuelos incluidos en Latam Airlines. Por último, puede armar su plan con Mística Island Hostel, donde encontrará la noche a 349.000 pesos.

Isla Ceycén

Conocida también como Ceicen, esta isla de San Bernardo se diferencia de las demás por su faro y su casona blanca que se levanta al borde del muelle. Actualmente es una isla privada y se necesitan ciertos contactos especiales para quedarse en la isla, como por ejemplo, conocer a Nelly Sanjuanelo, quien a través de su teléfono 301 706 68 97 lo atenderá para contarle de precios y de eventos que se pueden realizar en la isla.

Isla Maravilla

Hace cinco años se hundió esta la isla. Algunos le atribuyen este efecto al cambio climático y otros a su explotación turística. Lo cierto es que sus 2 hectáreas de terreno se convirtieron en otro ecosistema donde conviven corales y peces de colores.

Aunque los habitantes de San Bernardo intentaron salvar lo poco que quedó de la isla con bases artificiales, el Parque Nacional Natural Corales del Rosario y San Bernardo prohibió esta práctica porque contaminaría el ecosistema.

Isla Panda

Al ser una de las islas más grandes del archipiélago, algunos de sus habitantes aprovechan el terreno para el cultivo de plátano, yuca, ñame e icaco y níspero (en menor cantidad). Sus muelles son zonas ideales de pesca. En su interior se pueden ver en el piso raíces de agua conducidas por los manglares que conviven en perfecta armonía con los habitantes. No cuenta con opciones para hospedarse.

Isla Mangles

Otro de los atractivos de San Bernardo. Como su nombre lo dice, aquí encontrará manglares de colores rojo, negro y blanco. En la playa verá diferentes clases de algas y el popular plancton que alumbran en la noche. La isla se precia por ser uno de los destinos preferidos por los visitantes para practicar snorkel y admirar a las estrellas marinas, diferentes peces de colores (215 especies) y aproximadamente 200 clases de moluscos, sin mencionar a las 31 especies de aves marinas anidan en los manglares.

Isla Cabruna

Con 120 metros de largo y 94 de ancho, esta pequeña isla no es muy popular entre los turistas, pero cuenta con una formación de corales y manglares que sirven de refugio a cientos de aves marinas. Aunque según estudios del Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales, la isla está en riesgo de inundarse, como la Maravilla, como consecuencia de las numerosas prácticas de artillería que hizo el ejército colombiano y estadounidense en la isla en 1963.

También podría interesarle: Seis planes diferentes para hacer en su próximo viaje a San Andrés

         

INSCRÍBASE AL NEWSLETTER

TODA LA EXPERIENCIA DINERS EN SU EMAIL
diciembre
28 / 2023