Highlanders, un escocés “made for Colombia”

El colombiano aprecia las sensaciones amables en nariz y boca y un ligero rastro de dulzor: es la influencia del trópico. Y el Gordon Highlanders se ha elaborado para cumplir con esas expectativas.
 
POR: 
Hugo Sabogal

Hasta hace relativamente poco tiempo –un par de años a lo sumo–, la lucha por los consumidores de whisky escocés en Colombia se presentaba casi exclusivamente entre las multinacionalesDiageo y Pernord Ricard, con marcas premium como Buchanan’s, Old Parr y Johnnie Walker en el caso del primero, y Chivas y Something Special en el del segundo.
Aunque existen otras etiquetas en el congestionado ámbito local, ha aparecido ahora un nuevo contendor, que dice estar muy resuelto a llegar a los primeros lugares.
La tarea no será fácil. Pero ese es el tipo de reto que inspira a la casa escocesa William Grant & Sons, la misma destilería que en tiempo récord impuso entre los consumidores colombianos la ginebra Hendrick’s y el tequila Milagro.
Dueña también de célebres marcas como Glenfiddich (un single malt premium), la colecciónGrant’s (Blended Scotch Whiskies) y la mítica The Balvenie (un single malt hecho a mano), la citada firma decidió mandar a confeccionar un whisky adaptado a las preferencias del cliente colombiano. A diferencia de los paladares europeos y norteamericanos, que valoran los sabores secos, el colombiano aprecia las sensaciones amables en nariz y boca y un ligero rastro de dulzor. No hay nada qué hacer: es la influencia del trópico. Y el Gordon Highlanders se ha elaborado para cumplir con esas expectativas.
La encargada de la tarea fue la familia Gordon, de gran tradición en Escocia, que preparó una mezcla en la categoría de los 12 años a partir de un conjunto de maltas elaboradas en la célebre región de Speyside, en el norte escocés. Su añejamiento se lleva a cabo en barricas de roble americano y europeo y su terminación se realiza en toneles de roble portugués. El resultado es un trago de color dorado, elegante y suave, tal y como lo prefiere el consumidor nacional.
Esta es, además, una forma de evitar la estandarización de los whiskies, que, muchas veces, parecen elaborados en serie. El secreto de la familia Gordon fue optar por técnicas artesanales para hacer un trabajo a la medida.

         

INSCRÍBASE AL NEWSLETTER

TODA LA EXPERIENCIA DINERS EN SU EMAIL
noviembre
23 / 2012