Gulupa, una de las frutas más apetecidas de Colombia en Europa

Esta pasiflora se ha convertido en una de las frutas colombianas más exportadas a Europa. ¿Por qué?
 
Gulupa, una de las frutas más apetecidas de Colombia en Europa
Foto: Lottie Griffiths en Unsplash
POR: 
Revista Diners

Las frutas colombianas se han convertido en un placer gastronómico en Europa. Su exportación al viejo continente aumentó 4.7 por ciento frente a las cifras del año pasado, según revela el Dane. Y pese a la desaceleración económica, la gulupa se ha colado entre las frutas nacionales más exportadas junto con el aguacate hass, el plátano y el limón tahití.

Y es que esta pasiflora de notas dulces y ácidas se ha convertido en sinónimo de diversidad en la Unión Europea, donde aumentó su presencia en un 51 por ciento con respecto a sus exportaciones en 2021. Y es que aunque pertenezca a la familia de las pasifloras -donde también están la maracuyá, la curuba, la uchuva y la granadilla-, su sabor ácido y dulce deja un retrogusto largo en boca, por lo que se convierte en una fruta ideal para jugos y postres.

¿De dónde viene la gulupa?

Esta pasiflora púrpura, tan grande como una pelota de tenis, tiene un interior naranja brillante y proviene de Brasil, Paraguay y Argentina. Sin embargo, gracias a los pisos térmicos de Colombia, la fruta se popularizó hace varias décadas en el país, teniendo cosechas en tierras que van de los 16 a los 20 grados centígrados. 

“Esta es una fruta difícil de conseguir fuera de las zonas tropicales y su nombre en inglés proviene de su flor asociada a la corona de espinas de la Cristo y que en muchos países le confieren un valor sagrado. De hecho, existe una revista en Reino Unido llamada Passiflora, que ha registrado más de 400 variedades híbridas en el mundo”, comenta Tansy Evans, chef y columnista de la revista Diners

Según un estudio de la Universidad Nacional sobre las pasifloras, Colombia alberga 162 variedades autóctonas. Incluso, algunas datan de la época precolombina (200 a. C) y que en su momento sirvieron de alimento a los pueblos indígenas del Valle del Cauca mucho antes de la conquista española.

La gulupa en Europa

La gulupa y la familia de las pasifloras llegaron a Europa aproximadamente en 1550, como reseña el libro Historia Natural Moral de las Indias, que recoge una descripción sensorial de las flores y la fruta en sí por parte del jesuita José de Acosta.

“La flor de la pasión es una cosa notable. Tiene los signos de la Pasión de Cristo, así como la corona de espinas. Su aspecto es hermoso en sí, aunque no tenga olor. Las frutas, como la granadilla y la gulupa se pueden comer y beber. ”

Es dulce y ácida en exceso”, describe.

Beneficios de la gulupa en la salud

gulupa
Foto: Camille Brodard en Unsplash.

La acidez de la gulupa es sinónimo de su alto contenido de vitaminas y antioxidantes vitales para retrasar el envejecimiento natural de la piel y órganos. Está comprobado que 50 gramos de gulupa proporcionan el valor diario requerido de vitamina C, que ayuda a fortalecer el sistema inmunológico, así como la producción de colágeno y absorción de hierro. 

Además, cuenta con vitamina A que mejora la visión nocturna y estimula la producción de glóbulos blancos, sin mencionar un contenido significante de potasio que mejora la comunicación entre los nervios y los músculos para la absorción de nutrientes. 

Por otro lado, la gulupa representa una fuente rica en antioxidantes que combaten las toxinas y los efectos negativos de los radicales libres, es decir, los que se producen durante los periodos prolongados de estrés.

¿Qué se puede hacer con la gulupa?

Algunos chefs en el mundo han empezado a utilizar la gulupa como un sustituto natural del limón. Por ejemplo, en Perú lo utilizan para marinar la corvina y hacer un cebiche de pasiflora o simplemente para mezclar con jengibre y miel en una taza de agua aromática. 

En Diners, le mostramos algunas recetas para preparar en casa:

1. Cheesecake de gulupa

Foto: Diliara Garifullina en Unsplash.

Ingredientes

20 galletas sultana trituradas finamente

– Media barra de mantequilla derretida

– 3 cucharadas de azúcar

– 230 ml de queso crema

– 400 ml de leche condensada

– ⅓ de taza de jugo de gulupa

Preparación

1. Precaliente el horno a 170°. En una lata para horno mezcle las galletas trituradas con la mantequilla y el azúcar hasta formar una tartaleta de fondo. Hornee durante 10 minutos y deje enfriar. 

2. Bata el queso crema con la leche condensada en un tazón hasta obtener una mezcla homogénea. Luego agregue el jugo de gulupa y vuelva a mezclar.

3. Vierta la mezcla dentro de la corteza de galleta y refrigere durante 8 horas o toda la noche. 

4. Decore con semilla de gulupa encima.

2. Tres leches de gulupa

Foto: Rasmus Gundorff Sæderup en Unsplash.

Ingredientes

– 100 gramos de azúcar blanca

– 75 ml de agua

– 4 huevos

– 210 gr. de leche condensada

– 240 gr. de crema de leche

– 200 ml de jugo de gulupa en leche

– 1 cucharadita de esencia de vainilla

Preparación

– Precaliente el horno a 180°C durante 30 minutos antes de la preparación y aliste 10 moldes pequeños o un molde refractario mediano.

– En una olla mediana añada el azúcar y el agua, lleve a fuego medio por 15 minutos o hasta que tenga aspecto de caramelo claro, retire del fuego y divida el caramelo en los moldes tratando de girar los moldes para que se impregne bien.

– En el vaso de la licuadora adicione los huevos, la leche condensada, la crema de leche y el jugo de gulupa. Luego agregue la esencia de vainilla y licúe por 30 segundos hasta integrar los ingredientes.

– Ponga la mezcla en los moldes o en la lata grande. Luego lleve al horno y ponga en baño de maría por 40 minutos.

3. Salsa de gulupa para carnes

Foto: Any Lane de Pexels.

Ingredientes

– 1 taza de pulpa de gulupa

– 3 cucharada de azúcar morena

– Un cuarto de cebolla cabezona morada cortada en cubitos

– Un diente de ajo picado

– Una cucharada de aceite de oliva

– sal y pimienta

Preparación

– Licúe la pulpa de gulupa y cole las semillas. Luego en un sartén ponga el aceite de oliva con la cebolla y el ajo y cuando esté sofrita, agregue el jugo de gulupa y el azúcar morena.

– Cocine a fuego lento y mezcle los ingredientes hasta obtener una mezcla homogénea. Finalmente agregue sal y pimienta al gusto.

¿Qué otra receta con gulupa agregaría a la lista? Escríbanos a nuestras redes sociales @dinersrevista

         

INSCRÍBASE AL NEWSLETTER

TODA LA EXPERIENCIA DINERS EN SU EMAIL
noviembre
22 / 2023