SUSCRIBIRME

Vitamina D: todo lo que debe saber sobre sus beneficios para la salud

Hablamos con el endocrinólogo Jorge Castillo quien nos contó por qué es importante la vitamina D y cómo podemos elevar los niveles de esta en el cuerpo.

Foto: Armin Rimoldi en Pexels / C.C. 0.0

Hablamos con el endocrinólogo Jorge Castillo quien nos contó por qué es importante la vitamina D y cómo podemos elevar los niveles de esta en el cuerpo.

Algo tan simple como salir a tomar el sol todos los días podría ahorrarle muchas complicaciones de salud. Según datos publicados en el 2017 en el Consenso colombiano de vitamina D, la deficiencia de la también llamada vitamina del sol podría alcanzar aproximadamente 33 millones de personas en el país. Una cifra que incluso podría aumentar debido a la pandemia, pues ahora estamos más tiempo en casa que en la calle.

¿Pero qué es la vitamina D y por qué es importante? Las vitaminas son todo aquello que el cuerpo necesita, pero que no puede producir. Normalmente se encuentran en los alimentos, pero en el caso de esta vitamina, el cuerpo la produce por sí mismo si tiene una adecuada exposición solar. Su importancia radica en que, entre muchas otras cosas, ayuda al organismo a absorber calcio.

Deficiencia de vitamina D, ¿cuento nuevo?

El doctor Jorge Castillo -endocrinólogo e internista de la Universidad Nacional y jefe de servicio de Endocrinología de los Cobos Medical Center- explica que desde hace aproximadamente un siglo apareció la deficiencia de vitamina D.

“Cuando en las ciudades modernas empezaron a construir edificios altos la sombra que estos daban no permitían que los menores tuvieran una adecuada exposición solar. Ahí se dieron cuenta de la relación que tenía la vitamina D y el raquitismo, una enfermedad que afecta a los niños con bajos niveles de calcio y que ocasiona que sus huesos se puedan romper fácilmente”, explica.

En ese momento descubrieron que la exposición al sol representaba una mejoría en los niños, según explica Castillo. Pero luego el problema se trasladó a los adultos mayores con la osteoporosis (otra enfermedad de los huesos).

En la actualidad nuestra rutina ha cambiado. Los niños no salen a jugar de la misma manera en la que lo hacían antes, la mayoría de los trabajos se realizan en interiores, vivimos con afán y, además, la pandemia nos acorraló en el interior de nuestros hogares, donde muchos no tienen un patio o un balcón para recibir la luz solar. Todo esto se evidencia en los bajos niveles de vitamina D que tenemos.

Protección contra el covid

Fuera de los problemas óseos, el consenso mencionado anteriormente explica que la deficiencia de vitamina D se encuentra ligada al desarrollo de enfermedades cardiovasculares, metabólicas, al cáncer y a eventos músculo-esqueléticos.

Pero más allá de esto, Castillo asegura que varios estudios han demostrado que “las personas con altos niveles de vitamina D están protegidas contra el covid. No significa que sean completamente inmunes, pero hay menor probabilidad de que la adquieran”.

Explica que en el caso de que se contagien, el riesgo de que mueran es mínimo si sus niveles de vitamina están por encima de los 40 nanogramos. “Siendo así, la posibilidad es menor del 1 por ciento”, puntualiza.

Vea tambien: Los tips de belleza de la abuela que sí funcionan

¿Cómo saber si tiene bajos niveles de vitamina D?

A pesar de que en casos avanzados se puede identificar la deficiencia de vitamina D si tiene cansancio constante, dolor en los huesos, pérdida de cabello y gripas a menudo, el doctor Castillo asegura que la mayoría de las veces no hay señales.

“Uno no lo siente, así que por síntomas es muy difícil saber si tienes bajos los niveles. Lo que se debería hacer es medirla y estar atento a algunos factores generales, como la edad y la raza”, explica.

Por ejemplo, dice que para las personas de piel negra es más difícil sintetizar la vitamina D debido a la pigmentación. “Paradójicamente, los estudios mundiales han demostrado que quienes tenemos niveles más bajos somos los latinos y no entendemos el porqué”, apunta.

El sol es la fuente más económica para adquirirla

La necesidad de vitamina D no se reduce a los humanos. Todos los seres vivos la requerimos. Si tiene mascota tal vez se haya dado cuenta de que siempre buscan la manera de exponerse a la luz solar, principalmente en la mañana.

Según Castillo, la mejor hora para tomar el sol es entre las 9 de la mañana y las 2 de la tarde -en zonas tropicales-. “En los países con estaciones al menos durante seis meses es imposible que una persona pueda recibir vitamina D de esta manera”.

Como debido al riesgo de cáncer de piel nos recomiendan usar protectores solares, estos -indica Castillo- no permiten que los rayos del sol penetren la piel de la misma manera. “Por supuesto son necesarios, pero se recomienda a los pacientes que tomen el sol sin bloqueador en áreas de la piel de baja exposición”.

De esta manera, explica que 15 a 20 minutos de exposición solar al mes son suficientes para adquirir los niveles necesarios de vitamina D. Como no debemos usar bloqueador para esto, recomienda partes como la espalda, el pecho y las piernas. Nunca el rostro ni las manos.

 

“No se necesitan grandes cantidades de tiempo para mantener adecuados niveles. Media hora al mes -15 minutos por un lado y 15 por el otro- dando vueltas como una salchicha podría ser suficiente”, apunta.

Vea tambien: 10 alimentos para la buena memoria, según una neuróloga

¿Dónde más se puede adquirir la vitamina D?

A pesar de que el sol es la mejor fuente y la más económica para adquirir esta vitamina, a medida que envejecemos a la piel se le dificulta más sintetizarla. “A los 70 o 75 años es probable que ni la exposición solar nos ayude a mantener niveles adecuados”.

Para estos casos, el doctor Castillo recomienda los suplementos, ya que son económicos y es más sencillo adquirir los niveles de vitamina necesarios con estos que con la alimentación, porque aunque el salmón, el atún, el aceite de bacalao y los champiñones cultivados en el exterior producen mucha vitamina D, se requiere una gran porción diaria para suplir la necesidad.

“Necesitarías dos o tres porciones de pescado al día, 40 huevos y al menos dos litros de leche fortificada -la natural no trae vitamina D-, así que fíjate que no es fácil”, apunta el experto.

¿Cuándo hacerse un chequeo?

¿Vale la pena medirle la vitamina D a todo el mundo? Castillo asegura que no. “Creo que es necesario en pacientes de riesgo de edad, con baja exposición solar. Pero no a una persona de 20 años que sale a jugar fútbol. No debe ser una medición universal”.

Por ejemplo, teniendo en cuenta la pandemia, asegura que los pacientes de riesgo, como personas obesas, diabéticas, hipertensas y de la tercera edad deberían hacerse revisar por sus médicos para verificar sus niveles de vitamina D, y en caso de que este baja, cree que los suplementos son una buena opción.

“A partir de 30 nanogramos consideramos que los niveles son buenos para la salud, pero de 40 en adelante es bueno para protegerse del covid”, concluye.

En términos generales, si usted no se expone mucho al sol y tiene más de 50 años, Castillo recomienda que asista a un control general para verificar sus niveles de vitamina D.

También le puede interesar: Diabetes y depresión, un vínculo mucho más estrecho de lo que se cree

María Camila Botero. Soy periodista. Me gusta observar el mundo y luego escribir sobre la vida. Me apasionan los temas con enfoque social, el cine y los libros. Twitter: @CamiBotero8 Correo electrónico: camila.botero@revistadiners.com.co 

¡Quiero recibir el newsletter!

TODA LA EXPERIENCIA DINERS EN SU EMAIL

Ver términos y condiciones.
Mayo
21 / 2021

Send this to a friend