El expreso del sol: libro recomendado

El expreso del sol (Seix Barral) es el décimo segundo libro del escritor colombiano Tomás González; el tercero de cuentos.
 
El expreso del sol: libro recomendado
Foto: Seix Barral
POR: 
Jhonny R. Quintero

EL EXPRESO DEL SOL
TOMÁS GONZÁLEZ
EDITORIAL SEIX BARRAL
167 páginas

Son 10 cuentos los que componen este libro. Todos ellos llevan el sello de su autor no solo en la firma, sino en sus personajes, en los lugares que describe, en las obsesiones sobre las que sigue (y seguirá) escribiendo. Ha creado un mundo, que uno podría decir que espacialmente ya existe; una finca en algún lugar entre las montañas de Colombia, una casita a la orilla del pacífico colombiano, una familia, unos niños, unos perros, unos terneros, algún pájaro de canto alegre, y, siempre, árboles por todos lados.

Cada cuento es diferente del anterior y del siguiente, pero si hay algo que atraviesa a todo el libro es una sensación de pérdida en los protagonistas; dos hermanas gemelas con una tía, una mujer con su hermano, una pareja de novios, una mujer con un niño que llegó a su casa extraviado, y así. Un retrato fiel y, podría decirse, universal, de lo que siente un humano, de lo que hace y cómo reacciona ante la buena y la mala suerte, ante las desgracias y el paso del tiempo.

Las historias son todo lo contrario a extraordinarias. Si no fuera porque se mete en la mente de los personajes uno bien podría decir que son crónicas de lo cotidiano. Historias que le pasan a cualquiera: despechos, muertes, negocios malogrados, la enfermedad de un familiar, la mordida de un perro. Y es quizás esto lo que hace que con cada línea uno diga para sí mismo “sí, ya sé cómo se siente esto”.

La narración, como siempre pasa con este autor, es fluida, y más que dejarse leer, va llevando de la mano al lector, lo consiente y lo pone en la última línea. Lo lleva en un jeep entre un sinnúmero de paisajes muy bien pintados, con los colores bien puestos en las hojas, en los atardeceres, en las playas sucias. Los títulos de los cuentos, por ejemplo, hacen pensar en poemas orientales; Flotar, La playa silente, Más allá y, claro, El expreso del sol.

No abandona sus libros e historias anteriores. Puede uno identificar, tangencialmente por lo menos, personajes que ya aparecieron en otros libros suyos. Los voseos paisas, el desengaño, el paso de la tristeza a la oscuridad, hace que se afirme en ese barroquismo que ha ido construyendo desde su primera novela, Primero estaba el mar.

         

INSCRÍBASE AL NEWSLETTER

TODA LA EXPERIENCIA DINERS EN SU EMAIL
mayo
11 / 2016