Sanar el agua es sanarnos a nosotros mismos

Cantar al agua, recorrer la ciudad en bicicleta y reutilizar los desechos son acciones a favor del “cuidado del medio ambiente”, que le dan vida a esta frase para que deje de ser cliché y se convierta en acción.

Alguna vez estuve de paso por el parque El Virrey de Bogotá, donde me encontré a unas personas que le cantaban al agua del río que le atraviesa, en tonos variados y al compás de instrumentos musicales. Fue la curiosidad el primer impulso que motivo mis ánimos por saber de qué se trataba y asumo que no era la única, pues otros curiosos alrededor escuchaban, observaban e indagaban. Había niños bailando, hombres y mujeres de rostros pasivos que escuchaban esos cánticos, a través de los que el grupo entregaba parte de su esencia al entorno que allí les rodeaba.

Como unos hippies que les da por salir de vez en vez por la ciudad a cantar y fumar cosas raras, es la percepción que muchas personas tienen de actividades como las del parque. Aquella vez se celebraba el Día Mundial del Agua y el grupo denominado Canto al Agua se reunía para hacer honor a su nombre. Este grupo es una iniciativa que nace tres años atrás de la unión entre Catalina Salguero, especialista en técnicas del sonido y Héctor Buitrago, bajista de la agrupación musicalAterciopelados. Cada uno de ellos trabaja con aspectos relacionados con el sonido y el cuidado del medio ambiente. El sonido hace referencia a la vibración de la voz que va acompañada de una intención que puede llegar a afectar la estructura molecular del agua y trasformar la materia. En ello se fundamenta la iniciativa que ha sido argumentada por músicos, médicos y especialistas en las dinámicas del sonido como lo son Fabien Maman, el dr. Mitchel Gaynor y el músico y escritor Jonathan Goldman.

Canto al Agua es una de tantas iniciativas que derivan de las ideas de personas interesadas en crear espacios para compartir intereses que involucren el cuidado e integridad del entorno social. Tal vez cantarle al agua no sea del interés de todo público, pero sí podría funcionar como buena excusa para crear cuestionamientos como ¿por qué cantarle al agua? ¿Qué significa el agua para el mundo contemporáneo y el cuidado de nuestro entorno general?

Miedo ambiente, del cliché a la realidad

“Preservar el medio ambiente” se ha convertido en frase de cajón, pero las costumbres muchas veces no nos permiten llevarlo a la práctica. Así como Canto al Agua busca encontrar armonía y crear conciencia sobre el valor de este líquido a través de la música, hay quienes buscan alternativas que permitan hacer del entorno un lugar agradable. Toto Serrath, representante y precursor de este tipo de iniciativas, hace parte también del equipo de Canto al Agua y opina al respecto: “No es algo tan simbólico, la idea del canto al agua es mostrar que es algo real, reconocerlo. Nuestro cuerpo es 75 por ciento agua. Por eso, sanar nuestras aguas es sanarnos a nosotros mismos. Y no es sanar de cantar y que todo lo negativo se vaya, se trata de limpiar, no arrojar basuras, crear brigadas de limpieza y de cuidado que se den cuenta de que hay agua, pero eventualmente se acabará si no hay cuidado.”

Aquella tarde había en el parque personas vinculadas con la política, médicos, artistas, estudiantes, ecologistas, jóvenes, adultos, niños, abuelos; un público abierto a conocer de la iniciativa e independientemente de hacer parte o no de la actividad, se lograba el principal objetivo: mostrar al mundo que existe una amplia cantidad de maneras de manifestar el cuidado, interés y conciencia sobre la naturaleza y el medio ambiente. Esta vez fue cantando. “Se toma de todas las creencias algo bonito para crear conciencia de lo que realmente significa el agua, el medio ambiente y lo que significa para nuestra subsistencia en el planeta”, afirma Serrath.

En Bogotá existen actividades encaminadas a la responsabilidad social educativa. Son de carácter público y están abiertas al interés de aquellos ciudadanos que hacen parte de esa tendencia medio ambiental que habita en pocos, pero que ya ha sido activada. ¿Qué esperamos entonces para hacer parte de iniciativas que aporten a beneficio de todos y sean emblema de pasarla bien haciendo algo productivo? “Todos tenemos el chip, lo que sucede es que en algunos, todavía está como apagado”, dice Toto Serrath.

Estas son algunas de las actividades que nos trae Toto Serrath y Canto al Agua:

Intervención 1 para 100 en un día:

Silla al hombro.

Busca que un grupo de personas se reúnan en la carrera. 15 con calle 87 de Bogotá, cada uno con una silla plegable o más (las que quieran llevar) para hacer fila en un banco, en un restaurante y descansar allí, muy casual. Esto con el fin de demostrar que el cansancio es solo cuestión de no saber utilizar la ciudad y los objetos que brindan los espacios públicos. El cansancio es más mental.

Canto al Agua El Virrey

Cada 22 de marzo en el parque El Virrey se da la celebración de Canto al Agua. Acercamiento al canal con cantos y al son de un cuenco de cuarzo. Se hace en este lugar con el objetivo de crear conciencia en los ciudadanos acerca de que el término “caño” está mal empleado; es una quebrada que debemos cuidar y conocer desde donde nace y por qué seguirla cuidando a pesar de que ya está contaminado.

Recupera tus residuos

Las familias de la calle 56 en la localidad de Chapinero se unen a la iniciativa con un taller de recuperación de residuos sólidos. A las 3:00 p. m. el sábado 26 de mayo en la calle 56 bis con carrera. 13 en Chapinero Central se realizará un taller público para enseñar de una manera fácil, la recuperación en nuestros residuos.

Mandala Zona T

En la zona T a las 7:00 p.m. el sábado 26 de mayo habrá un mandala con faroles reciclables. Cada asistente debe llevar el suyo y lucirse con el diseño. También pueden llevar botellas plásticas de gaseosa desocupadas a la Alcaldía de Chapinero y dejarlas en el primer piso a partir del miércoles 23 de mayo.

Bicicletada en el centro

Actividades en las que se promueve el uso de la bicicleta. El ciclo paseo cachaco fue uno de los primeros que se hizo y tuvo gran éxito. La idea es mostrar que para andar en bicicleta no es necesario el uso de ropa deportiva, ni un día específico para que suceda. Hay variedad de ciclo paseos temáticos, según el día.

Informes:

Toto Serrath
311 885 1449
totocaidedo@gmail.com

Artículos Relacionados

  • Hace 54 años se escribieron los tres grandes himnos del pop
  • Las 10 canciones recomendadas de Camila Zárate, de Canal 13
  • Galería: Los mejores retratos de animales en vía de extinción
  • 11 obras al óleo para recordar la historia de Colombia

Send this to a friend