Venecia y las Dolomitas: arte y montaña en Italia

Diners le propone un recorrido por lo más destacado de la bienal de Venecia, y para finalizar, un viaje hasta Las Dolomitas, unas montañas que lo dejarán encantado.

Durante seis meses se junta lo humano y lo divino en Venecia, y hasta Tiziano y Tintoretto conviven con lo más vanguardista del arte. No solo es su legado arquitectónico, lo majestuoso de sus palacios, iglesias y museos, sus intrincados canales y los siglos de historia que recorren su existencia. A todo esto hay que sumarle la fascinante bienal de arte, que se vuelve una excusa más para visitarla.

La obra Support, de Lorenzo Quinn, unas manos que sostienen el hotel Ca’Sagredo. Foto: Shutterstock

Aunque el corazón de la bienal se reparta entre el Giardini, donde se ubican los pabellones oficiales de los países, y el legendario Arsenal de Venecia, un lugar en el que se construyeron y restauraron durante siglos las grandes embarcaciones, toda la ciudad gravita alrededor del arte con intervenciones en lugares familiares y otros menos conocidos, con cientos de eventos colaterales que lo harán conocer otros ángulos y salirse del circuito turístico evidente.

El Giardini
Al este de la ciudad se encuentran estos jardines donde tradicionalmente se ubican los pabellones internacionales, que este año baten un récord histórico con la participación de 86 naciones. Cada espacio cuenta con la visión de un curador y son financiados, en su mayoría, por recursos públicos del Ministerio de Cultura de cada país. Allí están los treinta espacios nacionales permanentes que fueron adjudicados paulatinamente desde 1907 –Bélgica fue el primero–. La mayoría son destinados a la obra de un solo artista, aunque hay excepciones. Colombia, como muchos otros países, no hace parte de ese selecto grupo y deben alquilar los espacios repartidos por toda la ciudad en caso de querer participar.

En la instalación Faust, de la artista Anne Imhof, ganadora del León de Oro, se hacen performances que aluden a la sexualidad. Foto: German Pavillion 2017

Es posible que no le quede tiempo para visitar todo. Habría que empezar por visitar el pabellón de Alemania, ganador del León de Oro, con la obra de la artista contemporánea Anne Imhof. Su instalación Faust no deja indiferente a casi nadie. Sobre un piso transparente, los espectadores deben caminar observando a actores vestidos de negro que hacen performances que aluden al capitalismo, la sexualidad y la represión.

Para destacar también está la artista Lisa Reihana, quien fue la escogida para representar a Nueva Zelanda con la obra que mezcla cine y animación llamada In Pursuit of Venus [infected] y un taller artístico creado por Olafur Eliasson, en donde refugiados e inmigrantes son entrenados para fabricar unas lámparas creadas por el artista, que luego serán vendidas en el pabellón central. Desplazamiento y Migración son, sin duda, dos temas con mayúsculas que dominan los tiempos actuales. Esta es la manera del artista de señalar esta problemática que afecta a millones de personas en el mundo.

Viva Art Viva
Este año, la curaduría, no exenta de críticas y de halagos, fue hecha por Christine Macel, quien desde 2000 se desempeña como curadora jefe del Museo Georges Pompidou en París. El tema de esta edición 57 es Viva Art Viva, que, en su conjunto, pretende celebrar el papel del artista en la sociedad y que, en sus palabras, “está diseñada con artistas, por artistas y para artistas sobre las formas que proponen, las preguntas que se hacen, las prácticas que desarrollan y las maneras de vida que escogen”.

In pursuit of Venus (Infected) es una serie de obras que mezclan el cine y la animación, realizadas por la artista neozelandesa Lisa Reihana

Macel, en cambio de escoger un solo tema, quiso que esta edición ofreciera una ruta que moldeara la obra de los artistas para generar resonancias, conexiones y reflexiones a través de nueve capítulos, cada uno representado por un “transpabellón”. En términos conceptuales, todo se mece del interior al infinito, de adentro hacia afuera, y de esta forma está el pabellón de los Gozos y los Miedos, el de la Tierra, las Tradiciones, los Colores o el Dionisíaco, repartidos entre el Arsenal y el Giardini.

Liliana Porter, artista argentina, propone un mundo existencial de miniaturas. Foto: Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires

La curadora, además, invitó a participar a 120 artistas de 51 países, de los cuales se ufana de que 103 participan por primera vez en la bienal. Esto quiere decir que muchos de los rockstars del arte no están presentes, que otras nacionalidades estén contempladas, que haya un balance de género y, además, que muchos de los artistas participantes sean desconocidos hasta para los más entendidos.

Teniendo en mente eso, vale la pena descubrir las pinturas, una técnica poco recurrente en este tipo de eventos, del artista sirio Marwan, en el pabellón de los Gozos y los Miedos, así como la obra Suspensión, del argentino Sebastián Díaz. En el pabellón de las Tradiciones merece la pena observar la obra de la artista portuguesa Leonor Antunes, la del coreano Yee Sookyung y el mexicano Gabriel Orozco.

Mientras que en el pabellón de Tiempo e Infinito es imperdible la inquietante obra de la argentina Liliana Porter y su mundo existencial de miniaturas, así como la intervención de la artista china Liu Jianhua. En el de los Chamanes, la obra del brasilero Ernesto Neto con sus tejidos y entramados suscitará interés. No hay que dejar de ver la del artista ganador del León de Oro de 2017, el alemán Franz Erhard Walther, en el pabellón del Común.

Hotel Aman Venecia, ubicado en la calle Tiepolo Baiamonte

Fuera de la Bienal

Además del núcleo central del evento, es decir, el Arsenal y el Giardini, muchos de los interesados en el arte recorren palacios, galerías y museos que siempre organizan exposiciones alternas. Una que los visitantes no se suelen perder es la que organiza el Palacio Fortuny. Este año, la muestra colectiva llamada Intuition está curada por Axel Vervoordt, un coleccionista y diseñador de interiores. La otra exposición que generará varias miradas no exentas de polémica es la del célebre artista británico Damien Hirst, que con exuberancia remite a encuentros arqueológicos y que está presente en la Punta Della Dogana y el Palazzo Grassi. Es también de interés la obra del multidisciplinario Jan Fabre en la Abazzia de San Gregorio, que consiste en una instalación de esculturas hechas en vidrio y huesos. A su vez, la Fundación Cini presenta una muestra sobre las relaciones entre Andy Warhol y Robert Rauschenberg.

A dos horas y media de Venecia quedan las Dolomitas, unas imponentes montañas que hacen parte de los Alpes orientales.

Un escape natural
Es posible que los días de arte puedan saturar y que llegue a ser abrumador tanta estimulación visual y mental. Para descansar la vista y dejarla sucumbir a los encantos de la naturaleza, hay que recorrer Las Dolomitas, a tan solo dos horas y media de distancia en carretera desde Venecia. Estas imponentes montañas que forman parte de los Alpes orientales dejan sin aliento hasta al más curtido de los viajeros. Su belleza escarpada se puede contemplar en todas las estaciones del año, a pesar de ser un destino popular de esquí en los meses de invierno.

Las Dolomitas es considerada Patrimonio Mundial de la Unesco. Su nombre viene del componente principal: una roca caliza rica en mineral dolomita que le da un color blanco grisáceo durante el día, pero que al amanecer o al atardecer se transforma en degradé de un rosa morado para pasar a rojo encendido, casi como emulando llamas. Solo este maravilloso espectáculo llamado enrosadira merece ser visto antes de morir.

Al atardecer las montañas cambian de color a un rojo encendido, en un fenómeno llamado enrosadira. Foto: Trevor Huxman

Este es un destino para aficionados a la naturaleza, a la buena comida y a los deportes. En la Alta Badia, todos los pueblitos son entrañables. Comience por Cortina D’Ampezzo, el más grande de todos; recorra San Cassiano, Corvara y La Villa. Cerca de San Cassiano, escoja hospedarse en Ciasa Salares, un hotel único, atendido por la familia Wieser. Además de la vista que tienen las habitaciones y la estrella Michelin que ostenta su restaurante La Siriola, una cava con más de 24.000 botellas de vinos domina su subsuelo. Clemens, el hijo de la familia, es el sommelier y el encargado de viajar durante tres meses al año por todo el territorio italiano buscando a los mejores productores de alimentos. Por eso, además de la cava especializada en vinos naturales, tiene un cuarto de jamones curados, uno de quesos y otro de chocolate. No hay que subestimar la bella piscina y su spa con tratamientos de la región hechos con distintos tipos de hierbas. Y lo más importante, sentir esa sensación extraña de estar acogido en la casa de alguien con todas las comodidades de un gran hotel.

Las habitaciones de Ciasa Salares son un lujo en medio de las montañas

Para tener la mejor vista de las montañas debe subir a ciertas estaciones que tienen restaurantes como Jimmy, Piz Boe Alpina Lounge, Lagazuoi, Col Alt, Las Vegas o al impactante santuario di Santa Croce.

No deje de cenar en St. Hubertus, el restaurante del hotel Rosa Alpina comandado por Norbert Niederkofler, galardonado con una estrella Michelin y que usa solo ingredientes de la montaña. Pero sobre todo déjese sobrecoger por una de las obras de la naturaleza más hermosas en el mundo. En las montañas también hay arte.

Información práctica
La Bienal de Arte estará hasta el 26 de noviembre de 2017. Los tiquetes se pueden comprar en línea y toda la información que requiera se encuentra en la página de la Bienal: www.labiennale.org/en/art/tickets/

El Arsenal está abierto de 10 a. m. a 8 p. m., excepto algunos lunes
El Giardini está abierto de 10 a. m. a 6 p. m.
Hay tours guiados, tanto gratuitos como pagados.

¿Dónde comer en Venecia?

Al Covo
Corte Sconta
Co Vino

¿Dónde quedarse en Venecia?

Aman Venecia
www.aman.com/resorts/aman-venice

Hotel Cipriani Belmond
www.belmond.com/es/hotel-cipriani-venice/

Hotel Cipriani Belmond

¿Dónde quedarse en Las Dolomitas?

Ciasa Salares
www.ciasasalares.it

Rosa Alpina
www.rosalpina.it

Articulos Relacionados

  • Vea los ganadores del Iphone Photography Awards 2017
  • Conozca Castanyoles, lo mejor de la comida española en Bogotá
  • Estos son los ganadores del International Drone Photo Award 2017
  • Así se verá el primer capítulo de la nueva temporada de Game of Thrones