¿Sabía que ver películas de terror es bueno para la salud?

Una maratón de El Exorcista podría ayudarlo a quemar, en promedio, 948 calorías. Este es tan solo uno de los beneficios de ver películas de terror.

Comienza la película. Lo primero que hace es agarrar la mano de la persona que está a su lado, pensando que lo va a proteger de cualquier actividad paranormal; su corazón late de 120 a 180 pulsaciones por segundo; sus pupilas se dilatan más de un milímetro; se endurecen sus músculos y aunque sienta que no puede soportar un segundo más de tensión, porque siente que va a sufrir un paro cardiaco, aguante. Según un estudio de la Universidad de Westminster en el Reino Unido, publicado en 2012, este susto momentáneo puede ser bueno para su salud.

Luego de poner a diez personas a ver igual número de películas de terror, los científicos monitorearon la frecuencia cardíaca, la ingesta de oxígeno y la producción de dióxido de carbono. El resultado arrojó que ‘El Resplandor’(1980), dirigida por Stanley Kubrick y protagonizada por Jack Nicholson, es la película que más consume calorías con 184, la misma cantidad que quemaría un adulto promedio (80 kilos) en una caminata de cuarenta minutos. Tiburón (1975), dirigida por Steven Spielberg, y El Exorcista (1973), dirigida por William Friedkin,ocuparon el segundo y tercer puesto con 161 y 158 calorías, respectivamente.

 

Este consumo calórico se consigue gracias a la tensión de los músculos y los latidos rápidos del corazón, lo que provoca que el cuerpo consuma las energías de reserva, como una respuesta natural, por si tiene que salir corriendo despavorido de la sala de cine. El doctor Richard Mackenzie, autor del estudio, reveló que aparte de este beneficio, las películas de terror funcionan para mejorar la respuesta del sistema nervioso y el sistema inmunológico.

 

La Universidad de Coventry, en el Reino Unido, también publicó un estudio que confirma que las películas de terror pueden ayudar a aumentar el nivel de glóbulos blancos en la sangre, que sirven para evitar infecciones y enfermedades.

Sin embargo, hay que tener cuidado con los sustos en la adolescencia y en personas que no disfrutan de este género. Los primeros podrían sufrir un trauma de ansiedad después de la experiencia, mientras que los otros no tendrían ninguno de los beneficios mencionados anteriormente, al igual que sucede con las personas que comen palomitas de maíz, chocolatinas o mucha comida durante la película.

 

En conclusión, si quiere bajar algunos kilos y disfrutar de las películas de terror, celebre Halloween en su casa con sus amigos y familiares, y disfrute de estas diez producciones.

Articulos Relacionados

  • Vea las nuevas camisetas mundialistas con diseños ‘vintage’
  • Estas son las ciudades más amigables del mundo
  • Vea el tráiler de Phantom Thread, la película final de Daniel Day-Lewis
  • El arte está en todas partes: hasta en las fotos de paparazzi